Monday, October 29, 2007
Postal de tarde en tres retazos

Soy suya.

Já. Cae la tarde. Hace unos cuantos días que no lo veo. Y usted quiere que le diga soy suya. La tarde cae, como todos los días... la tarde se desliza, desde quién sabe qué lugar del cielo. Cae y cae sobre nosotros. Nos riega, toda la tarde, y usted quiere que le diga soy suya. Como si fuera fácil. Como si fuera tan simple como que la tarde cae. Como siempre.

La velocidad de la luz

Usted, a la velocidad de la luz, me recuerda que soy mía. No hay un chance: la tarde cae, infinitamente. La velocidad de la luz es suya. La tarde cae despacio, como siempre. Usted, rápidamente, cae sobre mí. Y me recuerda más que nunca que estoy aburrida.

Pegajoso y efímero

Con precisión. Con una leve presión en mis músculos, usted pretende desatar un ligero derretimiento de los polos. Es apenas medio día. Y usted quiere que nos quedemos hasta las tres: haciendo la siesta, que nada más podemos hacer. Con precisión de máquina intenta meterse dentro de mis poros. Todo después de comer, cuando la tarde es color de infierno. Yo solo quiero que se vaya: no hay nubes y hace calor. Su cuerpo pegajoso y efímero descansa junto al mío. Y yo me pregunto por qué siempre espero a que su pubis se derrita sobre el mío en dos segundos para decidir que usted no me gusta.

Labels:

 
DeSaFoRaDo PoR furia at 10:24 AM | Permalink |
Tuesday, October 23, 2007
(des)Consolata
Sé que me tiene que cortar el cuello: ella me mira con cara de tristeza, una tristeza profunda, como ver llover en un platanar. Me inclino hacia atrás, y dejo al descubierto la piel blanca y delgada. Sé que va a dolerme un poco, pero también sé que no puede ser de otra manera: no sé qué fue lo que hice, pero tengo la sensación de que me lo merezco. No hago nada para defenderme, ningún movimiento brusco, ni un pestañeo.
Siento el filo de puñal rasgar despacio. Es más bien un calor casi agradable, un poco ácido tal vez. El calor no es del puñal en sí, sino de la sangre que empieza a correr cuello abajo. Ella me suelta la cabeza y se aleja un poco para mirar. La veo de lejos y no sé quién es. No puedo recordarla. Siento cómo toda la sangre me abandona despacio, cómo sale de mí para llenar la habitación y ahogarme en una marea roja y espesa.
Cuando termino de morir, me levanto de la cama y abandono el cuerpo inerte que yace tendido en posición vertical. Me invade un desconsuelo terrible: debo despedirme de toda la gente que quiero antes que mi yo se vuelva invisible y nunca más puedan verme o escuchar mi voz. Estoy muerta, pienso. Debería poder volar. Pero no puedo. Lo busco a él entre muchas casas, muchas calles, muchos parques: por fin lo encuentro. Pasamos nuestros últimos minutos columpiándonos lentamente en un columpio de madera. Él sostiene mis manos que poco a poco van abandonando las suyas, hasta que ya no queda nada. Luego de eso, no puedo recordar más.

Labels: , ,

 
DeSaFoRaDo PoR furia at 1:06 PM | Permalink |
Tuesday, October 16, 2007
Prosaicas
Prosaica I.

Él le toma la mano suavemente, como en sueños: despacio, muy despacio conduce sus aromas y texturas hasta la habitación. Se miran a los ojos mientras lentamente sus cuerpos desnudos invaden todos los rincones. Sus cuerpos desnudos que enceguecen a los dioses. Aromas primigénios, texturas suaves y bulbosas. Abdómenes que se encuentran y liberan perfumes de tierra mojada, de fruta madura yarayarayara... Entonces, se echan un polvo.

Prosaica II.

Silencioso, la mira. Ella sonríe desde el otro lado de la barra. Comienza el ritual de diálogo entre dos cuerpos extraños, miradas furtivas, sonrisas voladas, gestos y parpadeos. Él se acerca despacio y ensaya una danza de cortejo alrededor de su presa. La mujer se deja homenajear orgullosa de la atención desconocida. Pasan las horas y la distancia se acorta. Los cuerpos se aprietan uno contra el otro en el asiento de atrás del taxi. La casa de ella es pequeña y cálida, como sus cavidades corporales. El hombre la amasa, la desnuda, la besa, le acaricia las piernas... Ella se deja llevar por una marea de deseo descomunal que la arrastra y la ahoga, y por un segundo puede sentir el embiste de la pasión. Por un segundo, porque al segundo segundo el orgasmo precoz del otro invade la habitación.

Labels: , ,

 
DeSaFoRaDo PoR furia at 9:56 AM | Permalink |
Friday, October 12, 2007
Mariposa
Ya no me quejo: sé que siempre te vas a estar yendo.
Me voy a dedicar a extrañarte, y a planear la agenda nocturna de todos los días que vamos a pasar juntas la próxima vez.
Vas a estar igual de guapa, igual de geeky, igual de inteligente y pesada.
Vamos a seguir con nuestra rutina de ser profundamente superficiales comprando zapatos de mall mientras hablamos de literatura contemporánea y recitamos las tablas de multiplicar.
Vamos a sentarnos de manos dadas en algún bar de mala muerte con minifaldas, cervezas y Jack Kerouak.
Te me vas a escurrir entre los dedos, as usual: pero cuando volvás, te voy a estar esperando.

Labels: , ,

 
DeSaFoRaDo PoR furia at 3:23 PM | Permalink |
Tuesday, October 09, 2007
Barceloneta, mon amour
Trataste de ser inteligente y no. No se pudo. Guardo dos fotos añejas de vos: la tortuga y los recuerdos que los peces se comieron. Estaba renqueando, despacito sobre un charco: renca porque me cortaste la patita. Y ahí yo sí era cucaracha, ya no puede caminar porque le falta, porque no tiene una pata para andar... No me faltaba mariguana pa´fumar... los ataques continuos de la puta angina me hicieron perder el hábito y ganar el correspondiente peso.
De entre las muchas cosas que te di, solo recuerdo los recuerdos dulces que los peces se comieron. Y a vos tratando de ser inteligente: todo el rato. Temiéndole a mi cabeza como se le teme a un perro gigante que te ladra del otro lado de la cerca. Aparentando leer los libros que te prestaba, y haciendo comentarios de esos que se encuentran en los resúmenes en línea. Yo tratando de creerte porque me sentía algo así como que peor es nada o a lo mejor es lo último que me pasa y si se va me quedo sola de por vida... Pero no, no pasó: más grillo que cucaracha, recuperé la pata. Y vos me seguiste - y seguirás- teniendo el mismo miedo de siempre. Y tratando de alegar locura. Y viendo cómo le haces para justificarte, para convencerme de que en aquella historia no hubo buenos ni malos, solo mal entendidos de los peores y un hueco así, enorme, en la confianza... Para echarte los trastos al hombro y partir con la frente alta de los que no han hecho nada. De los que no son hijosdeputa. De los que no querían hacer daño. De los que hicieron daño y no querían. De los que aunque no querían hicieron daño, pero como no querían no tienen la culpa...
La tortuga la recuerdo porque camina por mi patio. A vos te recuerdo porque está la tortuga. Y porque nos gusta el mar. Y porque la gente idiota, la que te marca hondo con sus estupideces, es difícil de olvidar.
Trataste de ser inteligente y no. No se pudo.

Labels:

 
DeSaFoRaDo PoR furia at 12:40 PM | Permalink |
Tuesday, October 02, 2007
No puedo con...
- El lápiz labial cremoso y de colores chillones.
- Los zapatos de tacón de aguja. (Y menos los que tienen plataforma y tacón de aguja de plástico transparente. Esos irremediable y prejuiciosamente los asocio de inmediato con club nocturno, atmósfera deprimente y luces de neón).
- Las pantaletas de denim que algunas chicas insiten en usar de ropa para salir.
- El oro. En todas sus presentaciones.
- Los aretes gigantes que cuelgan hasta los hombros. No me importa quién los haya diseñado.
- Los peinados Miss Costa Rica de siete pisos con extensiones polísimas de colochos que caen sobre la espalda.
- Las uñas largas (que limitan operaciones básicas del organismo, como limpiarse el culo).
- Las uñas largas pintadas.
Las uñas largas, pintadas, con adhesivos de muñecos de navidad y similares.
- La ropa de secretaria.
- Los tintes de pelo que huelen a amoníaco a 1 km a la redonda.
- Las cejas tatuadas.
- Los labios delineados de un color más oscuro que el del labial.
- El delineador blanco.
- Los peinados de oropéndola (tipo sra. de los Yoses).
- Las sandalias de plataformas altísimas.
- Los vestidos apretados de tejido sintético que emula charol.
- Los perfumes dulces y caros que la gente cree que huelen rico (como carolina herrera).
- La gente que insiste en bañarse en esos perfumes a las 7 am en el bus lleno.
- La gente que usa imitaciones aún más patchuliosas de esos perfumes dulces y se los pone en el bus lleno.
- La atmósfera imposible y pegajosa de un baño recién utilizado por una mujer que se baña con agua hirviendo y después se encrema con todas las cremas posibles y la puerta cerrada.
- El botox.
- Las talqueras de motita.
- Los body splashes.
- Los maes que insisten en que las chicas que usan body splashes son más sexy (si usted se quiere coger "algo" que "huele" a manzana verde... cójase una manzana verde).
- Los vasos, dientes, cuellos de camisa, cachetes... manchados de lápiz labial.
- Los atuendos goticones cuyo motto es "lencería por fuera".
- Las medias de nylon.

Definitivamente, no puedo con el kitsch feroz...

Labels: , ,

 
DeSaFoRaDo PoR furia at 1:55 PM | Permalink |